miércoles, 27 de mayo de 2009

Modelos de Venca catálogo



Ayer estuve en Mérida en un mitin en el que intervinieron Ángel Calle, Juan Carlos Rodríguez Ibarra, Juan Fernando López Aguilar, Guillermo Fernández Vara y Alejandro Cercas. Allí se dijeron muchas cosas, pero Juan Carlos planteó una respuesta a un problema que a España y a Extremadura nos toca de lleno, el fracaso escolar y universitario.

Planteaba Rodríguez Ibarra que hoy en día uno de los motivos del fracaso escolar/universitario era que los jóvenes no hacen lo que le gusta y que ni mucho menos se les cuestiona qué es lo que quieren hacer. Ponía un ejemplo muy gráfico, el de un joven con un 8,5 de nota media en su expediente que quiere estudiar Medicina y que se tiene que matricular en Trabajo Social porque no le alcanza la nota; Difícilmente ese joven cursará Trabajo Social con el mismo entusiasmo que lo haría en Medicina.

Comparto este planteamiento, pero de un tiempo a esta parte creo que hemos obviado uno de los más influyentes motivos del fracaso escolar/universitario. Sin ser experto en la materia lo catalogaría como un fenómeno Sociológico derivado de un periodo de Bonanza económica cuyo modelo de desarrollo ha priorizado por la generación un empleo con baja cualificación académica.

En definitiva, los jóvenes nacidos a en torno a la década de los 80 nos hemos criado viendo como resultaba más cómodo abandonar los estudios cuando se cumplía la edad máxima de escolarización, para salir a cubrir los abundantes puestos de trabajo de baja cualificación que el mercado nos ofertaba. Todos hemos vivido esto muy de cerca, hemos tenido hermanos, primos, sobrinos y amigos que se fijaban como meta cesar sus estudios para acabar desempeñando tareas en la construcción y sus industrias asociadas.

Ese tipo de trabajo abundaba y los ánimos de los jóvenes estudiantes se veían mermados cuando veían como otros de su misma edad podían costearse cosas consideradas como “lujos” para un humilde estudiante. Imagino que esto parecerá para muchos un tremendo disparate. Pero sentémonos y analicemos bien a que se han dedicado los jóvenes de las zonas rurales en los últimos años.

El mercado se ha aprovechado de estos jóvenes que ponían todo su empeño en desarrollar su trabajo de la mejor forma posible, mientras que a su vez los primeros se lucraban de la productividad de sus todavía enteros costillares.

Ahora con la crisis se ve más claro que quizás aquel modelo no era el idóneo, pero por eso este es el momento de fijarnos nuevas metas y nuevos planteamientos para así poder establecer un mercado más estable. Es el momento de que a los jóvenes se les “seduzca “ con empleo de calidad, en el que las vías de formación profesional sean vistas como lo que han de ser, un paso previo a un trabajo en que el esfuerzo del estudio se vea recompensado.

domingo, 24 de mayo de 2009

Habemus blog

Nace este blog no con pocas pretensiones, pero lo cierto es que me fijo una premisa básica. Quiero contar los pensamientos y el día a día de un joven extremeño de 22 años, estudiante de Derecho, educador de profesión y comprometido con los ideales socialistas en cada instante de su corta vida.


Ayer fue un día muy especial, lo pasamos entre Puebla de la Calzada y Montijo. Por la mañana habíamos organizado una charla sobre el Espacio Europeo de Educación Superior que quedó a cargo del Profesor Francisco Centeno Velázquez. Dado el perfil técnico de la charla, la exposición quedó bastante clara para los asistentes que llegaron a la Casa de la Cultura de Puebla en un mar de dudas sobre la materia.








Por la tarde tuvimos Comité Provincial de Juventudes Socialistas, nos reunimos muchos compañeros de la provincia de Badajoz. El buen ambiente hizo que el comité se pasara volando. El Alcalde de Puebla de la Calzada nos dió la bienvenida con unas emotivas palabras que sin duda más de uno de los delegados asistentes recordará durante muchos tiempo. No nos reuníamos desde el mes de Noviembre y hubo muchas cosas de la que hablar. Aprobamos una moción en la que instamos al Presidente de la Junta de Extremadura para que otorgue conceder la medalla de Extremadura para el municipio portugués de Barrancos.



Sobre las nueve de la noche había mitin en Montijo con Guillermo Fernández Vara y el Secretario general del PSOE de Montijo, Manuel Gómez. A mi me tocó abrir el Acto, de mi intervención poco hay que decir. Manolo estuvo sembrado, hizo un acercamiento de Europa a la política Local que caló hondo. Del Presidente ¿Qué decir? Cada día canta mejor, y para colmo sus palabras van impregnadas de dos de sus mejores cualidades personales, su sencillez y su honradez. Él sabe bien que estos comicios son muy importantes para Extremadura y no por lo que Europa pueda aportarnos, sino por lo que pueda aportar Extremadura a Europa y nos beneficia.